LOADING

Escribe para buscar

La peculiar relación de los Dune Rats y MJ

La influencia del consumo de la marihuana ha tenido relación especial con la música. El dub o el rock son de los géneros que más presentes tienen la influencia del amor al cannabis como los Dune Rats que han representado ese estilo de vida a lo que les gusta, componer y tocar garage.

Danny (voz y guitarra), BC (batería) y Danny (bajo) son tres jóvenes australianos que ellos mismos se describen como “3 Hyperactive Stoner Cunts”. Esto se puede identificar en casi todo lo que hacen en Dune Rats. Desde su primer EP Sexy Beach en 2011, mostraron la gran influencia de la cannabis, ya que el precio de ese EP aún está en $4.20 dólares australianos; ¿casualidad? lo dudamos.

En su siguiente EP, Smile, aparte de tener una portada peculiar, ‘Red Light Green Light’ es una canción que tiene dos videos; uno para cada color del título de ésta. En la versión Red se la pasan cotorreando en una feria y al final, se dan un toque con sus amigos pero para la versión Green aparecen Danny y BC quemando en todo el video, cerrando con los efectos positivos para este par.

Por otra parte, dentro de este EP también está el track ‘Stoner Pop’ y básicamente habla de lo que es estar high. 

En 2014 sacaron su primer álbum homónimo después de EPs y singles. El disco a pesar de hablar de las diversas incógnitas de crecer y madurar, abre con la canción ‘Dalai Lama Big Banana Marijuana’, pieza que literal habla de esta hierba verde.

Para su segundo disco, The Kids Will Know It’s Bullshit, lanzado en 2017, la presencia de la hierba es más notoria a la par del discurso de no dar un carajo a los problemas que rodean a estos Aussies: “bad smokes and a cask of we don’t care” de ’6 pack’ o como en el video de ‘Braindead’ donde patinar en las rampas está ubicado ante un gran locación que acompañan bien la parte lírica “sometimes I go blind staring at the sun, bad times work out fine”. 

El video de ‘Scott Green’, los Dune Rats se la pasan buscando a ese personaje y pasan por diversos cuartos. El primer cuarto lleno de stoners, propio de este trío. 

Sin embargo, ‘Never Gonna Get High’ es la mejor canción de The Kids Will Know It’s Bullshit, ya que abre con lo que parecería una alteración telefónica, después screamos, explicar su dependencia a la weed y las consecuencias: “cos you think you’re doing fine…but hearing people who ain’t there” o en el coro “do it cos you wanna, wanna cos you gotta”. La parte que justifica su amor al 420 es cuando dicen “there’s a million types of pot, you shouldn’t give it one more shot, one more shot now”, ad-hoc.

Mary’ es una especie de analogía a los diferentes tipos de weed que hay así como las chicas “bad girls, they do it all the time, that girl is always on my mind”. Manera sutil para referirse a su producto favorito, la Mary Jane. 

Tomando en cuenta lo anterior, los Dune Rats no sólo aman patinar, andar de gira, los houseparties, y andar con calzado adecuado sino que también a México. Nada más vean el nombre de la siguiente canción y donde fue grabado. 

 

Tags: